La hicieron creer que era trans: Demandó a hospital por extirparle los pechos

 La hicieron creer que era trans: Demandó a hospital por extirparle los pechos
Advertisement

Una chica de California, Estados Unidos, está demandando al hospital y a los médicos que la atendieron por extirparle los senos cuando tenía 13 años, pues creyó que era transgénero.

Advertisement

La joven, que ya ha cumplido 18 años, asegura que la alentaron a mantener la creencia errónea de que era transgénero, alegando que el personal médico lo hizo solo por dinero.

una chica lleva el cabello suelto y  despeinado combina con una blusa de tirantes negra

Advertisement
Advertisement

A los 11 años, Kayla Lovdahl estaba convencida de que era transgénero luego de haber estado expuesta a personas influyentes en línea, así lo aseguró en la demanda que presentó en el Tribunal del Estado de California contra Kaiser Foundation Hospitals y cuatro médicos, según información del New York Post.

Sus padres no sabían qué hacer cuando Kayla les dijo que era un niño, pero buscaron la ayuda de médicos profesionales que de inmediato reafirmaron la idea de que la chica era transgénero. A los 12 años ya tomaba bloqueadores hormonales y testosterona sin una evaluación psicológica adecuada, pues, según lo que contó esta chica en su presentación legal, tuvo una sola evaluación de transición que duró 75 minutos.

Advertisement

una chica está recostada en una cama  de hospital semi inclinada lleva su bata que les prestan a los internos

Advertisement

Por otra parte, Kayla afirma que sus problemas de salud mental debieron haber sido banderas rojas para los médicos que la atendieron, pues refirió que, según estudios médicos, la salud mental de las niñas no suele mejorar con la transición. En lugar de eso, asegura que los médicos les dijeron a sus padres que era mejor que tuvieran un hijo vivo a una hija muerta.
La gran mayoría de los niños con identificación de género cruzado, si son tratados médicamente en la adolescencia temprana, corren el riesgo de arrepentirse de la decisión después de que tengan la edad suficiente para darse cuenta de sus pérdidas.
una chica posa para la cámara vestida de negro y con una bolsa grande roja como accesorio

Advertisement

Ahora los abogados de Kayla expresaron en un comunicado que los procedimientos a los que sometieron a la chica fueron una forma insana de abuso infantil, pues en estados como California, ideólogos imprudentes impulsan esta agenda radical. Finalmente, la chica aseguró que dichos procedimientos la dejaron con heridas físicas y emocionales profundas, así como severos arrepentimientos.

Advertisement

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *